Recoge un conjunto de medidas extraordinarias de apoyo a la solvencia empresarial en respuesta a la pandemia de la Covid-19, mediante el que se moviliza una inversión pública, en favor de la recuperación y crecimiento de aquellas empresas que, a pesar de atravesar dificultades financieras, resultan viables, de hasta 11.000 millones de euros en torno a cuatro líneas de actuación:

 

  • LÍNEA COVID DE AYUDAS DIRECTAS A AUTÓNOMOS Y EMPRESAS.

Con una dotación de 7.000 millones de euros, canaliza ayudas directas a las empresas y autónomos cuya actividad se ha visto más negativamente afectada por la pandemia.

Los destinatarios de las ayudas serán las empresas no financieras y los autónomos más afectados por la pandemia, siempre y cuando tengan su domicilio fiscal en territorio español o cuando se trate de entidades no residentes no financieras que operen en España a través de establecimiento permanente.

 

  • LÍNEA PARA LA REESTRUCTURACIÓN DE DEUDA FINANCIERA COVID.

Línea de 3.000 millones de euros, para establecer medidas de apoyo público e introducir un Código de Buenas Prácticas que, entre otros aspectos, fomente la coordinación de entidades financieras en la adopción de medidas que contribuyan a reforzar la solvencia de las empresas y autónomos con domicilio social en España que atraviesen un desequilibrio patrimonial temporal, en los términos establecidos por Acuerdo de Consejo de Ministros, como consecuencia de la caída significativa de sus ingresos derivada de la pandemia de la COVID-19.

 

  • FONDO DE RECAPITALIZACIÓN DE EMPRESAS AFECTADAS POR COVID

Fondo carente de personalidad jurídica, de 1.000 millones de euros, que será gestionado por COFIDES, adscrito al Ministerio de Industria, Comercio y Turismo a través de la Secretaría de Estado de Comercio, Creado para apoyar a empresas viables con problemas de solvencia derivados de la COVID-19, que no pueden acceder al fondo gestionado por la SEPI.

 

  • MORATORIAS PARA EL DESENCADENAMIENTO AUTOMÁTICO DE PROCESOS CONCURSALES

Se extienden hasta finales de año, para que las empresas en dificultades como consecuencia de la pandemia puedan evitar una innecesaria entrada en concurso. Además, se mantienen las mejoras de agilidad en el proceso concursal, mientras se completa la modernización del régimen concursal español.

 

Otras medidas

Ampliación extraordinaria del plazo de ejecución y justificación de los proyectos financiados por la Secretaría General de Industria y de la PYME

Se amplía a cuatro meses el plazo para poder aplazar deudas tributarias sin intereses de demora.

Se regula la posibilidad de que las sociedades anónimas que no hayan podido modificar sus estatutos puedan seguir celebrando la junta general o asamblea de socios por medios telemáticos durante el ejercicio 2021, con la condición de que se garantice la identidad del accionista, ofreciendo la posibilidad de participar en la reunión por distintas vías.

Finalmente, se establecen mecanismos necesarios para que la CNMV pueda regular la publicidad de criptoactivos u otros activos o instrumentos presentados como activos de inversión que en la actualidad se encuentran fuera del perímetro de la regulación financiera.

 

Equipo IDEL

 

Servicios para empresas. Fondos Europeos