La Comisión Europea ha adoptado el primer plan estratégico para Horizonte Europa, el nuevo programa de investigación e innovación de la UE por valor de 95.500 millones de euros a precios corrientes. El plan estratégico es una novedad en Horizonte Europa y establece las orientaciones estratégicas para el destino de las inversiones en los primeros cuatro años del programa. Garantiza que las acciones de la UE en materia de investigación e innovación contribuyan a ejecutar las prioridades de la UE, entre ellas una Europa climáticamente neutra y verde, una Europa adaptada a la era digital y una economía al servicio de las personas.

Cuatro orientaciones estratégicas

El plan estratégico establece cuatro orientaciones estratégicas para las inversiones en investigación e innovación en el marco de Horizonte Europa para los próximos cuatro años:

  • Promover una autonomía estratégica abierta liderando el desarrollo de tecnologías, sectores y cadenas de valor digitales, capacitadores y emergentes que se consideren clave.
  • Restaurar los ecosistemas y la biodiversidad de Europa y gestionar los recursos naturales de manera sostenible.
  • Convertir a Europa en la primera economía circular, climáticamente neutra y sostenible, basada en la tecnología digital.
  • Crear una sociedad europea más resiliente, inclusiva y democrática.

La cooperación internacional sustenta las cuatro orientaciones, ya que es esencial para hacer frente a muchos retos mundiales.

El plan estratégico también identifica las asociaciones europeas cofinanciadas y coprogramadas y las misiones de la UE que deben recibir apoyo a través de Horizonte Europa. Las asociaciones cubrirán ámbitos cruciales como la energía, el transporte, la biodiversidad, la salud, la alimentación y la circularidad, y complementarán las diez asociaciones europeas institucionalizadas propuestas por la Comisión en febrero. Mediante el uso de una amplia gama de instrumentos en diversas disciplinas y ámbitos políticos, las misiones de la UE abordarán cuestiones complejas a través de proyectos de investigación, medidas políticas o incluso iniciativas legislativas.

Las orientaciones del plan también abordan una serie de cuestiones horizontales, como el género. La integración de la dimensión de género será un requisito por defecto en el contenido de la investigación y la innovación en todo el programa, a menos que se especifique que el sexo o el género podrían no ser pertinentes para el tema en cuestión.

 

Más información aquí.

 

Fuente Comisión Europea