El Gobierno ha aprobado dos nuevos Proyectos estratégicos para la recuperación y transformación económica (PERTE) a los que destinará más de 4.000 millones de euros y que pretende que movilicen en torno a 8.000 millones en total. Uno de ellos estará destinado a digitalizar el ciclo del agua y el otro, al sector aeroespacial.

Para el Gobierno se trata de dos planes básicos, uno por el reto que supone el cambio climático y el otro por la necesidad de que el país participe en la carrera espacial. De este modo, España aspira a crear su agencia espacial, pero también el avión de hidrógeno de cero emisiones.

Para ello, se destinarán 1.940 millones de euros al PERTE que busca digitalizar el ciclo del agua. Dicho PERTE movilizará en total cerca de 3.060 millones tras recibir 1.000 adicionales de capital privado. Por su parte, el dedicado al sector aeroespacial recibirá 2.200 millones de dinero público y 2.340 millones del sector privado, movilizando así 4.500 millones entre 2021 y 2025.

PERTE para digitalizar el ciclo del agua

Este proyecto pretende transformar y modernizar los sistemas de gestión del agua en España, tanto en el ciclo urbano como en el regadío y la industria. Además, aspiran a mejorar el conocimiento que se tiene de este recurso y facilitar su gestión, y ayudar a cumplir los objetivos ambientales para las distintas masas de agua. Como consecuencia, esperan crear 3.500 empleos de alta cualificación.

Para poner en marcha el PERTE se modificará la Ley de Aguas, para incluir los avances en digitalización y se actualizará el Reglamento de Dominio Público Hidráulico para apostar por la teledetección en el control de los usos del agua y marcar las condiciones tecnológicas para los nuevos aprovechamientos. Para ello, se emplearán tecnologías como el internet de las cosas o el big data para controlar el ciclo del agua y reducir las pérdidas en las redes de suministro.

Ayudas para la digitalización del ciclo del agua

A lo largo de 2022 y 2023 se lanzarán varias convocatorias de ayudas para administraciones y entidades competentes en el ciclo urbano del agua, la industria y para comunidades de regantes y de usuarios de aguas subterráneas.

Esta línea de actuación cuenta con una inversión directa de 1.700 millones de euros, que arrastrará una movilización adicional de 1.120 millones de colaboración público-privada.

El PERTE también incluye dos convocatorias de ayudas, con un total de 1.200 millones de euros de inversión, para que municipios de más de 20.000 habitantes puedan implantar tecnología como contadores inteligentes, sistemas de comunicación o análisis de datos. Mientras, el sector industrial contará con una subvención de 100 millones para financiar programas de digitalización que reduzcan los constes y mejoren la gestión de vertidos.

Asimismo, se destinarán 200 millones de euros a digitalizar los regadíos, también con contadores en tomas de agua y parcelas, además de una mejora en los sistemas de control de humedad y conductividad del suelo para dosificar mucho mejor el uso de fertilizantes. También se invertirán 225 millones en modernizar e impulsar la digitalización en los organismos de cuenca y los Sistemas Automáticos de Información Hidrológica.

PERTE Aeroespacial

El PERTE Aeroespacial contribuirá a superar en los próximos años los principales desafíos a los que se enfrenta la industria aeroespacial, por una parte, en lo relativo a las consecuencias de la crisis económica con efectos globales y particulares en el sector y, por otra, en relación con los procesos de transformación económica, social, medioambiental y de política internacional que determinan en buena medida el futuro del sector.

El proyecto se articula en torno a tres pilares: el aeronáutico (enfocado en vehículos de cero emisiones o no tripulados, entre otros elementos), el espacial (con objetivos medioambientales o de comunicaciones cuánticas) y el transversal (afecta a ambos con actuaciones de innovación y sostenibilidad en los centros o el fomento de la capacitación o la formación).

Administraciones públicas, empresas y centros de I+D+I trabajarán en coordinación para reforzar las capacidades de la industria aeronáutica y la del espacio, impulsando el desarrollo y la implantación de tecnologías innovadoras, entre las que se incluyen tecnologías que apoyan el desarrollo del avión de cero emisiones.

 

Creación de una Agencia Espacial Española

Este PERTE pretende reforzar la posición de España en el sector del espacio con iniciativas como la creación de la Agencia Espacial Española, que establecerá nuevos mecanismos para coordinar las actividades espaciales a nivel nacional y la participación española en programas internacionales.

La creación de la Agencia Espacial Española, que también está prevista en la reforma de la Ley de la Ciencia y en la Estrategia de Seguridad Nacional, responde a que España es el único país europeo sin agencia espacial propia.

 

Más información aquí.

 

Fuente Presidencia del Gobierno

 

www.idelsl.com